martes, febrero 15, 2011

El saco roto del arte.

A pesar de que estaba leyendo cuando la transmitían, en casa acabé por enterarme de buena parte de lo sucedido durante la gala de los Goya, puedo decir que hasta presté atención cuando Alex de la Iglesia habló del error de no considerar al público como parte del conjunto a tener en cuenta al hacer una película. Palabras que como no podía ser de otro modo, llenó de todo el sentimiento que pudo y cayeron en el mismo saco en el que hace tiempo que se ha metido toda forma de arte, en particular la música y el cine.

Recuerdo que cuando era chaval habían más cines aunque menos salas. Siendo que la gente mayor no solía ir al cine, (para un chaval de 10 años era viejo todo aquel que tuviera alguna cana o marcase demasiado las entradas), resulta que había más gente entonces que ahora con edad y ganas de ir al cine. Por supuesto que siempre habían y hay  excepciones... pero son, eran eso, excepciones.

Mis padres no nadaban en la abundancia, pero podíamos ir al cine, costaba 25 pesetas de las de entonces que no sabría traducir al momento actual aunque a juzgar por la pensión que le quedó a mi padre y la que me espera a mi en el futuro, era mucho menos de lo que cuesta ahora (en términos relativos a salario).

La recaudación era el único ingreso que se contabilizaba a la hora de rentabilizar una película, con el tiempo se fueron pasando a TV con el cinemascope aquel que estiraba las imágenes y las encajaba dentro de la tele cuando no aparecían dos bandas negras que eliminaban un tercio de la película. Eso sí, hasta que las ponían en TV pasaba tanto tiempo que daba la impresión que la versión original de Ben Hur la habían rodado en tiempos de los romanos. La razón era obvia, el cine tenía tendencia a reestrenar las películas año tras año... y la TV también. Mi abuela tenía un abono en la primera, entonces solo habían dos, para ver los 12 mandamientos en Pascua y otro para ver Ben Hur en Navidad.

Antes de todo eso existía la sesión continua en la que alguna que otra pareja aprovechaba para ver o tocar la peli porno del gallinero, yo a eso no llegué, los tiempos cambiaron y solo pude ver la sesión doble donde ponían la peli que querías ver... parchís y vete a saber que junto a otra de chinos con nombre de enfrentamiento, El mono borracho contra la pantera imperial o nombres por el estilo. Dos películas por el precio de una... con un intermedio para comprar palomitas. Lo de la tarde de cine era efectivamente toda una tarde.

Entonces surgieron los VHS, BETA y Sistema 2000... los videos de toda la vida para que las productoras de cine hicieran el agosto vendiendo las películas que habían estrenado un tiempo antes. Había quien copiaba de video a video para poder ver la película y por lo general los vídeos servían para grabar la película de la televisión pero entonces no se alarmaban mucho, a fin de cuentas sacaban más dinero que el que obtenían solo con el cine aunque el hecho de grabar las películas de la tele permitía saltarse los anuncios... cosa que teóricamente habría podido mermar los ingresos por publicidad.

El video daba dinero... así que parieron los videoclubs para volver a rentabilizar las películas antes de ponerlas a la venta, y siguieron aumentando el beneficio que metían en el saco de una misma película.

A los videos les sustituyeron los DVD, más calidad a mucho menos coste, pero en lugar de reducir el precio, lo aumentaron... tenía más calidad... decían, así que la calidad, aunque fuera más económica se vendía más cara y también se alquilaba.

Al tiempo surgieron cadenas de televisión de pago en las que poder ver las películas poco después del estreno y se reguló que no se pudiera ver una película si no se contaba con la licencia oportuna para retrasmitirla fuera del ambiente privado, es decir, autobuses, bares y colegios, donde no solo se tiene que pagar la licencia para poderla visualizar sino que después se debe abonar un pago a la sociedad general de autores correspondiente.

Con ello una película produce ahora beneficios por verse en el cine, en la taquilla de los canales de pago, en los canales de pago sin taquilla, en los alquileres de DVDs, en las cadenas de TV con o sin publicidad, por el canon de los DVDs o en cualquier equipo susceptible de grabar películas, en los autobuses, en los bares y en los colegios y universidades aunque solo sea con fines educativos siempre que se exceda de 2 minutos de emisión... por no hablar de que si encima se trata de cine nacional, goza de una subvención pública que pagamos todos los españoles.

Y pierden dinero porque las películas ya no se copian de DVD, de video o de la tele... sino que se descargan de internet, que a fin de cuentas es lo mismo.

Antes... por 25 pesetas, veía la peli en el cine... y ese era el beneficio que se repartían cines, distribuidores y toda la cadena hasta el último extra de la película. ¿cuanto pagan ahora a los extras...? ¿cuanto cuesta la pelicula en el cine?

Yo voy practicamente todos los fines de semana... ¿de verdad me quieren hacer creer que pierden dinero?, ¿o es que simplemente a toda la lista anterior también quieren añadir internet?

¿Quien es el ladrón?

Sinceramente, no creo que sea el anónimo de la máscara de Guy Fawkes.


7 comentarios:

aina dijo...

No puedo estar más de acuerdo. Y además con la máscara de fawkes...ya me tenías medio convencida.

25 pesetas? tú...eres muy mayor, eh? a mí me daban 200 (300 si iba a ver a la abuela) y tenía para entrada y unas pocas chuches.

Outsider dijo...

Eso es lo que costaba el cine en aquel tiempo, o lo he soñado, ya no se... ya sabes, hablo de la gente de entonces... no de mi, que yo solo tengo 20, o solo soy capaz de recordar 20 que para el caso.

Titajú dijo...

En mi pueblo el cine costaba 15 pesetas, y todas las tardes de verano (o casi todas), aterrizábamos allí los 17 de la panda.
Siempre estaba lleno.
La cuestión es que toda esta panda de SINDEcoro, quieren hacerse ricos a nuestra costa.
No es que quieran vivir de su trabajo, noooo, ¡qué va! ellos quieren vivir de lujo, haciendo un cine que a veces es tan horrible que ni se llega a estrenar.
¿Dónde está la famosa película esa de Manolete, en la que tanto dinero se invirtió, y nunca se estrenó?
Que no nos vendan bazofia, y a lo mejor consiguen vivir de su "trabajo".

Outsider dijo...

Que curioso resulta que para salir de la crisis de todos los españoles no se ponen nunca de acuerdo... y para hacer más ricos a unos pocos que por cierto, ya lo son, sí. Me ha gustado lo de SINDEcoro... pero discrepo en una cosa, ya viven de su trabajo... del trabajo de todos los demás.

Outsider dijo...

Me acaban de dar la solucción para el cine. Si tanto pierden con las webs de descargas gratuitas, y tanto ganan estas por hacerlo... ¿porqué no montan ellos una página oficial de descargas gratuitas?

Javier Caballero dijo...

No seguí la gala de los Goya, pero si vi justamente un cachito donde el director de "Enterrado" decía que el presupuesto de la película había sido de 2 millones de Euros, y ya habían recaudado (sin haber editado los DVD, de haber vendido los derechos a TV de pago o no,) la friolera de 17 millones.

Lo que deben hacer es crear buenos films que puedan permanecer en cartelera 4 o 5 meses, como ocurría en la época que tú comentas, llenando diariamente salas que multiplicaban como poco por cuatro los actuales aforos. Por que entonces, habían dos clases de cines, los de estreno y los de barrio con las sesiones continuas y nodo que mencionas.

De hecho la guerra de las galaxias la estrenaron en 1977 y yo la vi en el reciente demolido Cine Ramblas de L´Hospitalet en Mayo del 80, 3 años mas tarde.

El caso es que el pirateo ha existido, toda la vida y tengo el convencimiento, de que seguirá existiendo. Mientras las productoras tanto discográficas como cinematográficas no sean capaces de adaptarse a las verdaderas necesidades de los consumidores, seguirá existiendo este.

A modo de ejemplo mi primer delito fue grabar de cassette a cassette el Rock and Rios, que al final acabé comprando original en una oferta, cuando la relación calidad precio fue la apropiada.

Outsider dijo...

Si ya habían recaudado 17 millones por una peli de 2, te juro que no entiendo el problema.