martes, enero 31, 2012

Para la peque...



Esta mañana hemos cargado las rosquillas de anís en el coche porque la peque cumple años, en el camino se ha cruzado un gato suicida que por fortuna se ha encontrado con un padre que no quería que su hija recordase que el día de su cumpleaños atropelló un gato... así que frenazo al canto... el gato ha resultado ileso pero las rosquillas han salido volando dentro del coche.

La peque me ha dicho que no me preocupe por las rosquillas... que prefería que no le pasase nada al gato... pero  bueno, despues hemos rescatado las rosquillas y de nuevo al tupper, no creo que nadie se ponga malo por ello.

2 comentarios:

Titajú dijo...

Claro que no... Felicita a la peque de mi parte.

Outsider dijo...

Nadie enfermó... al menos por eso.