jueves, septiembre 15, 2011

La tonta de la semana.

Leo con estupor en La Vanguardia que Chris Walton ha entrado en el guinness después de pasarse 18 años sin cortarse las uñas desbancando a Lee Redmon que las tenía más grandes hasta que tuvo un accidente de circulación. (Se le atascó la uña, de más de 8 metros, con la alfombrilla de la plaza trasera y no pudo girar...)

Dice la susodicha que hace vida normal... que limpia aunque no le gusta hacerlo... digo yo que es porque tiene que usar el estropajo ese que tiene por pelo ayudandose con la lengua porque con las manos... ni de coña.

Y puestos a no poder usar las manos, se me confirma la teoría aquella que dice que hay mujeres que no cagan... no tengo claro como se baja los pantalones pero con esos pezuñones no me creo que pueda usar el papel higienico despues de soltar lastre. Más aún, en el improbable caso de que pudiera hacerlo, le resultará dificil a su vez evitar que parte de los 3 metros de uña acaben dentro del WC... Escatologías al márgen... espero que le hayan pagado bien por hacer tamaña estupidez, porque el rendimiento a 18 años no parece compensar la hazaña.

3 comentarios:

Titajú dijo...

¡Qué asco, y además no son blancas (ni limpias)!
Menos mal que no la conozco. Pero bueno, si la conociese ya me encargaría de no tropezarme con ella... ¡qué asco, Dios mío!

Outsider dijo...

¿como va a limpiarselas?... lo dicho...

zayi dijo...

A mi me da un poquito de asquito si te soy sincera.
Un beso.