sábado, marzo 19, 2011

Dia del padre.

Otro de esos días en los que nos esforzamos por alimentar a los que viven del comercio de regalos, por lo general innecesarios pero que una vez adquiridos podemos tener la suerte de considerarlos imprescindibles. Una colonia, un ipad, pertenecerían a esta categoría de regalos que no necesito pero que voy a utilizar con mucho gusto.

En el otro lado, todos los niños salen del colegio los días anteriores con regalos personalizados para los padres y estoy por apostar que estas imágenes les resultarán muy familiares a todos aquellos cuyas hijas comparten clase con las mías.

En cualquier caso al recibirlos me dejo engañar y pongo esa cara de sorpresa que al ver la suya propia se convierte en ese sincero pensamiento que me dice que deberíamos hacer algo para que el mundo que vivan estas inocentes sea mejor que lo que les estamos contratando.








Un papá agradecido.

4 comentarios:

aina dijo...

Madre de Dios! cuántas hijas tienes! ;)

Outsider dijo...

Dos... pero muchos profesores...

Anabel dijo...

El dia de los Padres no es para los padres...es para los hijos! son los que mejor se lo pasan preparando durante dias el collage y los dibujos...asi que recógete la babilla papi!

Tienes unas hijas arstitas y además, obedientes...por que después de tanto dibujo no sé cómo no se han revelado!

Titajú dijo...

Mis hijas le han regalado cerveza a su padre, la especial de la Alhambra, 1925. Han decidido que hay que regalar lo que le gusta al homenajeado, y se han dado cuenta de que a su padre, lo que más le gusta es la cerveza.
La hija pequeña le soltó un:
- "Yo quería comprarte un coche de esos rojos de Fernando Alonso, pero en Coruña no los venden".
Ha quedado de fábula, la niña.